Curiosidades de Lo que el Viento se Llevó

Como venganza hacia Clark Gable, por hacer que lo despidieran de esta película, George Cukor le echó en cara a Gable su presunto pasado como “chapero” (Homosexual masculino que ejerce la prostitución) en sus inicios en Hollywood.

La Warner Brothers ofreció a David O. Selznick participar en el proyecto con una fuerte suma de dinero si escogía a sus actores de plantilla Errol Flynn y Bette Davis como protagonistas. Sin embargo, Selznick quería a Clark Gable a toda costa, por lo que hizo un trato con la Metro, poseedora del contrato de Gable, para hacerse con sus servicios. A Clark Gable, al parecer, le molestó mucho que hicieran el acuerdo sin ni siquiera contar con él, por lo que se desahogó con la prensa al declarar que “los estudios tratan a los actores como cabezas de ganado”. Selznick trató de seducir a la estrella ofreciéndole pagar parte de sus gastos de divorcio para que pudiera casarse con Carole Lombard, el amor de su vida.

La película contó con 5 directores: Reeves Eason, Sam Wood, William Cameron Menzies, George Cukor y Víctor Fleming. De los 5, sólo Fleming apareció en los créditos. Fleming ganó el Oscar al Mejor Director por la película.

En el plano secuencia en el que se muestran, cantidad de heridos desde un plano cenital, la mayoría de los “heridos” son muñecos vestidos. Al lado de los muñecos colocaron personas vivas para evitar sensación de falsedad.

Fue muy curiosa, la forma en que Olivia de Havilland entró en el reparto. Su hermana Joan Fontaine fue llamada a hacer las pruebas para el papel de Melanie, pero no gustó al productor David O. Selznick. Fontaine, muy disgustada, se marchó del set gritando a Selznick, sin mirarle: “¡Para hacer de pava es mejor que llamen a mi hermana Olivia!” (Ambas actrices se detestaban mutuamente, a pesar de ser hermanas), al productor le pareció una buena idea y llamaron a Olivia, la cual hizo la prueba y se quedó con el papel que le daría mas prestigio de toda su carrera.

Clark Gable comentó que de todos los personajes que había encarnado en su carrera al que le tenía más manía era al de Rett Buttler.

La escena en que Rhett coge a Scarlett y sube la escalinata hasta el dormitorio con ella gritando y pataleando tuvo que repetirse varias veces. Clark Gable, que entonces tenía treinta y ocho años y estaba en plena forma, subió las escaleras a paso ligero, con Vivien Leigh a cuestas, un buen número de veces, repitiendo la escena cada vez que se lo pidió el director Víctor Fleming, buen amigo suyo. Sin embargo, llegó un momento en que el actor empezó a acusar el cansancio, pero Fleming le hizo repetir la toma una vez más. El derrengado actor subió de nuevo los pesados escalones cargando con Leigh, tras lo cual Víctor Fleming le dijo, jocosamente: “En realidad no necesitaba esta última toma, pero había apostado a que no eras capaz de subir otra vez esas malditas escaleras…”

El papel de Boniblue Buttler, hija de Rhett y Scarlet lo iba a realizar Elizabeth Taylor, pero no lo hizo porque su padre no quiso.

El primer director que había sido elegido era George Cukor. Como se centraba más en la actuación de Vivien Leigh y Olivia de Havilland, Clark Gable hizo que lo reemplazaran por Victor Fleming. Sin embargo, lo que nadie sabía era que éstas ensayaban en secreto con George Cukor.

Cuentan que Clark Gable se estaba divorciando cuando le ofrecieron el papel de Rhett Butler y que no quería aceptarlo porque si lo hacía le iba a tocar más dinero a su ex, así que como condición puso que los del estudio de la MGM le resolvieran el asunto a su favor.

Los decorados que se quemaron para la famosa escena del incendio de Atlanta eran entre otros los dos pilares a los que se amarró a la protagonista de King-Kong en dicha película. También había restos de otras películas como “El jardín de Alá” por ejemplo.

En la escena en la que se quema la casa y huyen en una carreta de caballos por la ciudad, la actriz no es Vivian Leight, más que nada, porque el director llevaba muchísimo tiempo haciendo el casting para conseguir la actriz que interpretara a Scarlet Ohara, y harto de la espera, rodó la escena esta sin enfocar a la cara de la actriz, y cuando consiguieron a Vivian comenzó el rodaje.

Aproximadamente más de 250.000.000 de personas han visto “Lo que el viento se llevó” desde su estreno hasta la fecha.

Se pagaron 50.000 dólares por los derechos del libro, suma estratosférica para su época y lo que más se había pagado por un libro.

Siempre se rumoreó que los actores principales no se llevaban muy bien en el rodaje y que Gable comía cebolla antes de las escenas donde se besaban. No es así; ambos eran profesionales y se admiraban mutuamente. Gable tenía dentadura postiza y de vez en cuando comía cosas picantes, pero no lo hacía para fastidiar a Vivien.

Tepasmas

Anuncios

4 pensamientos en “Curiosidades de Lo que el Viento se Llevó

  1. Pingback: Articulo Indexado en la Blogosfera de Sysmaya

  2. Muy interesante todas estas curiosidades. La verdad es que no conocía ninguna. Me ha llamado mucho la atención los muñecos haciéndose pasar por muertos.

    Saludos.

  3. La verdad es que es una de mis pelis favoritas y ya conocía algunas de las anécdotas pero al igual que Jenny me ha sorprendido mucho la de los heridos, es que a poco que te fijes se ve que son muñecos pero, nunca me había dado ceunta de ello.
    Un saludo muy fuerte, espero que estés bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s